Sin duda, uno de los mayores orgullos de identidad en el sur de Colombia, se resume en los días en  que los pastusos desbordan su alegría entre el juego, el arte, la música y las tradiciones andinas.

Dignificar al gran Carnaval de Negros y Blancos de Pasto, patrimonio cultural
inmaterial de la humanidad, se constituye desde la razón misma de las tradiciones heredadas, en un compromiso que emana del valor que merecen nuestros ancestros y de la necesidad de preservarlo en las nuevas generaciones.

Es así como PASTO LA GRAN CAPITAL, Administración liderada por el Alcalde Germán Chamorro de la Rosa, asume el reto de salvaguardar, valorar, reconocer, apropiar, enseñar y potenciar este patrimonio y, muy ligado a él, todas las tradiciones y costumbres que evidentemente proyectan a Pasto como potencia cultural con valor universal.

“La fiesta la hace la gente. Ese es el encanto de un Carnaval que nace de la propia iniciativa y cultura de nuestro pueblo y que hacen de esta, una expresión tan singular”, expresa Chamorro de la Rosa.

Será prioridad trabajar en el diseño de un modelo de gestión pública participativa e incluyente del Carnaval que brinde garantías a los artistas, artesanos y cultores, que proteja el ambiente y promueva el juego respetuoso.

Sin duda, el Carnaval es toda una fiesta digna de admirar y vivir como experiencia. PASTO LA GRAN CAPITAL es de puertas abiertas para recibir a colombianos y extranjeros dispuestos a pintarse de negro y blanco, a contagiarse de los ritmos andinos, a bailar en las calles, a hacer amigos y a enamorarse de este rincón del sur custodiado por el imponente Volcán Galeras.

“Bienvenidos todos a Pasto. Cordialmente invitados a disfrutar de la mejor fiesta del mundo”, dice el Alcalde, quien a la vez exhorta a que todos se aprendan la frase con la que se aviva la celebración en las calles: “¡Que viva Pasto, carajo!.

Nariño, un destino turístico por excelencia

Promover la inversión de recursos en infraestructura, servicios, capacitación de las comunidades, promocionar los destinos y lograr desarrollo sostenible para el turismo es la apuesta que el actual gobierno hace por la región.

“El turismo será el motor del desarrollo social y económico de Mi Nariño; para ello, es necesario que a nivel nacional e internacional se fortalezca la promoción del Carnaval de Negros y Blancos de Pasto, así como el Carnaval de Tumaco, el Carnaval Multicolor en Ipiales, el Carnaval de Rojos en Buesaco, entre otras festividades. También es importante apoyar y visibilizar manifestaciones culturales como artesanías, tejidos, danzas, manufacturas y música de cada región”, con estas palabras el Gobernador de Nariño Jhon Rojas, describe lo que será su propuesta en temas de turismo.

El actual gobierno le apuesta a la promoción de diversos lugares que son de interés y que agrupan a sitios emblemáticos como el Templo de Nuestra Señora de Las Lajas, la laguna de La Cocha o las playas de Tumaco. De la misma manera, se trabajará para posicionar e impulsar otros destinos turísticos de la región.

Un eje estratégico de desarrollo del departamento, está fundamentado en el fortalecimiento del turismo. “Promover la ruta gastronómica, además de posicionar el turismo religioso, arquitectónico y de salud con que cuenta la región, son opciones viables que deben aprovecharse en bien del departamento. Desde la Oficina de Turismo del Nariño, se promocionará a Nariño como una región de paz, de cultura, de saberes, de diversidad, una región que promueve el desarrollo sostenible y amigable con el ambiente, proyectando fuentes de ingresos dignos para miles de familias”, puntualizó Jhon Rojas.